Altar de Muerto Zero Waste

El Día de Muertos es una de las tradiciones más importantes en la cosmovisión mexicana. Esta tradición es resultado de la mezcla entre prácticas rituales de los pueblos originarios y las creencias católicas/cristianas que los españoles trajeron al momento de la colonización. El Altar de Muertos es uno de los elementos más representativos de esta fecha, el cual puede depender en su construcción de la región del país. 

La creencia es que durante dos días, aquellos que ya no nos acompañan más en vida tienen derecho de convivir con su familia en el plano terrenal. El 01 de noviembre vienen los niños y todos aquellos que murieron en estado de inocencia. Al día siguiente, 02 de noviembre; nos acompañan todos los adultos que no se encuentran más con nosotros. La tradición es montar un altar en casa o en la tumba de los seres queridos para convivir con ellos. 

En cuanto a la construcción de un altar, empecemos por hablar de los niveles, los cuales representan los planos espirituales. Existen de dos, tres y siete. El de dos niveles representa una división simple entre el mundo de los vivos y los muertos. En cuanto al de tres niveles, representa el reino de los cielos, el plano terrenal y dependiendo la tradición; el inframundo o purgatorio. Por último el altar de muerto de siete niveles; el cual puede representar los siete pasos que algunas culturas creían se necesitaban para llegar al más allá. Hay quienes defienden que también pueden representar los siete pecados capitales e incluso los siete destinos que podía tener el alma en algunas culturas.

Cortesía SuuT

A partir de ahí podemos hablar de algunos elementos que vemos de manera constante en nuestro altar. La flor de cempasúchil es característica de esta tradición. Sus pétalos amarillos indican el camino que los espíritus tienen que recorrer para llegar al altar. También es común encontrar velas, las cuales además de guiar, purifican. La misma función tiene el copal, en el cual se incineran ciertos elementos para purificar. La sal comparte también este propósito y suele colocarse en forma de cruz. Lo mismo con la ceniza. El altar de muertos se decora con papel picado de tonos morado y amarillos. El morado representa el luto y el amarillo la alegría. 

También es costumbre colocar en el altar calaveritas de azúcar con los nombres de aquellos esperamos nos visiten ese día. Además hay quienes colocan tres más representando la divina trinidad. El altar se complementa con todo aquello que al difunto le gustaba en vida: alimentos, bebidas, juguetes y elementos personales. Pero claro, no puede faltar el tradicional Pan de Muerto en nuestro altar. 

Cortesía Guilt Free

¿Cómo hacer un Altar de Muerto responsable? 

Si esta es una tradición que es constante en tu casa o familia puedes tener decoración para reutilizar año tras año como lo hacemos con otras festividades. El papel picado lo puedes elaborar de hojas de periódico o revista recicladas, úsalo lo más que puedas y guárdalo en un lugar seco y oscuro para que no pierda su color ni se dañe. Las flores de cempasúchil puedes conseguirlas en maceta y adquirir el compromiso de cuidarlas todo el año. De esta manera evitas matar las flores y apoyas a los productores locales. También puedes comprar o hacer de papel, estas las guardas como el papel picado y pueden durar años. 

Para las velas puedes sustituir las tradicionales por aquellas de cera de soya. Estas además de ser veganas, al derretirse funcionan como aceite corporal. Para el pan de muerto puedes también encontrar opciones veganas hechas por panaderías locales para colocar en tu altar. Para el tequila, elige alguna marca con una filosofía responsable. Año tras año, Cuervo Tradicional lanza una edición especial de Día de Muertos intervenida por un artista local. La edición de este año fue realizada por el artista Tavo Santiago y está inspirada en la tradición del pueblo Pomuch, en Campeche. 

Por último, recuerda que es una celebración. Participa en la cena y consume los alimentos que coloques en el altar. Trata de no desperdiciar comida y al final separa la que no puedas consumir con tu basura inorgánica para compostarla. También puedes optar por sustituirla por comida de utilería para reutilizarla en próximos años.

Es tan importante preservar nuestras tradiciones, como cuidar de nuestro Planeta. 

Déjanos un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.